lunes, 15 de febrero de 2010

Los retoños de la familia Taylor

Para una serie, parir un personaje suele ser un proceso doloroso y largo. No hay generalmente un instinto maternal que provoque que, cuando la criatura asome la cabeza, automáticamente sea un miembro más de la familia. Se suele tardar bastante tiempo en acostumbrarse a los recién llegados y en muchos casos nunca terminan de adaptarse. Siempre estarán los que estaban antes, con su carnet de vips en ese núcleo familiar, y los neonatos a menudo acaban siendo el falso consuelo de aquellos que pasaron a mejor vida.


Esta cruel naturaleza de las series, por supuesto, tiene excepciones y es habitual que acabemos cogiendo cariño a ciertos personajes que vinieron con retraso (en Anatomía de Grey están Callie y Sloane, por ejemplo). Sin embargo, el caso de Friday Night Lights este año ha sido de matrícula de honor. Se largaron cuatro de los alumnos más emblemáticos de Dillon (Smash, Tyra, Lyla y Jason) y con cuatro pinceladas nos dieron los repuestos. No son exactamente lo mismo (ni pretenden serlo) y de esta forma el melancólico vacío que presagiaba en las gradas de Dillon no ha acontecido.


Debo reconocer que yo fui de los que se quejaron que hubiera una cuarta temporada de la serie. Los dos últimos episodios de la tercera fueron tan soberbios que no podía concebir mayor homenaje a esta obra maestra. Pero Vince y Becky (y en menor medida Jess, y en un plano aún inferior Luke) se plantaron con personalidad delante del espectador con un par de planos. La sensibilidad de los guionistas es extrema, sobre todo en el caso de Becky, cuya Madison Burge supo transmitir con cada mirada la inocencia y picardía que requería su papel.


Pero estos recambios, soberbios, han sido posibles gracias a la solidez de la familia Taylor, a la que nunca antes había dado crédito por lo que es Friday Night Lights. Ellos no son tres ciudadanos de Dillon cualquiera, sino su pilar. Y Kyle Chandler, Connie Britton y especialmente Aimee Teegarden han estado a la altura de las circunstancias.


Además, a diferencia de otras series que retienen a ciertos personajes contra toda lógica (ya me diréis que tiene One Tree Hill que se pasan allí todo el día modistos de fama mundial, autores de best-séllers, productores de cine y jugadores de la NBA), los pocos estudiantes que se han quedado lo han hecho porque debían. No todo el mundo está curtido para ver mundo a los dieciocho años. Y la visita que recibimos por parte de uno de los emancipados tuvo el tacto y la sutileza propios de la serie. Sin buscarle ese tono especial, pero logrando que fuera algo único.


Ahora ya sólo nos quedará el último volumen de este retrato de un pueblo de Texas, que será la segunda parte de la nueva vida de los Taylor y la consolidación de los Lions. Así que preparémonos por las visitas nostálgicas, los brutales partidos, y los puntos y seguidos que nos dejarán. Será muy intenso, sí, y también histórico.

7 comentarios:

Yorch dijo...

Gran entrada! Los nuevos personajes de la temporada es cierto que han entrado en las tramas de manera muy acertada.

Saludos!

satrian dijo...

Me quedo con las tribulaciones de la familia Taylor que han estado impresionantes los tres esta temporadas, me gustó ese inicio con Tami como protagonista en el pueblo en lugar de su marido.
Los secundarios no me han gustado tanto, estoy contigo que los mejores han sido Vince y Becky, pero habrá que ver como siguen la temporada que viene, sin Saracen, ni Riggins, solo con Landry y la familia Taylor, que puñetas seguro que estará bien esa es la magia de FNL.

Noa dijo...

Yo de los nuevos secundarios sólo destaco a Vince, los demás, no me han gustado demasiado.
Me muero de ganas por ver como va a continuar la temporada que viene con tanta ausencia, pero ausencia fuerte de verdad...

Adri dijo...

FNL realmenre sabe muy bien cómo tratar a sus personajes, cómo darles la importancia que tienen cuando la necesitan y cómo relegarles a un segundo plano. Saben cómo y cuándo despedir y de qué forma presentar a nuevos. No se me ocurre mejor forma que rendir homenaje a esta temporada que halabando como has hecho tú esa habilidad de llevar a los protagonistas de forma realista y consecuente (más razón que un santo tienes con el tema OTH).

Yo no era reticente a una cuarta temporada pero tampoco la necesitaba. Como dices, cierra estupendamente una serie brillante como es esta. Pero el tiempo ha demostrado que somos seriéfilos de poca fé ;)

El próximo año habrá que saborearlo con más cuidado, porque se nos vá :(

Anónimo dijo...

hola, la serie demostro como continuar su camino aun cuando pareciera que el ciclo se cerraba y fueron valientes al dejar ir a las caras jovenes que cobraban auge y lo hizo imponiendo escuela sin traicionarse asi misma. ya veremos que pasa en una hipotetica cuarta temporada de glee, gran coincidencia que todo el club sea sophomore aunque no me molestaria si repitieran curso je je.
saluditos anonimo de Mexico

Crítico en Serie dijo...

Yorch, cada vez que veo tu fotografía me entran remordimientos por no seguir The Middle. Diría que soy el único que de la noche de comedias de la ABC con la que disfruta más es con Cougar Town. Sí, Modern Family sé que es de mejor calidad, The Middle seguramente también, pero el pequeño universo creado en Cougar Town me encanta.

Satrian, yo visualizo sin ningún problema un FNL sin Riggins y sin Saracen. Piensa que ahora mismo ya no tenemosa Tyra, que realmente era un pilar que creíamos fundamental, o Lyla (que también es cierto que explotaron mucho en la 1ªT y casi la dejaron seca). Así que confía en Peter Berg:Vince y Becky ya son de la familia, pero a Luke y Jess les queda camino por recorrer.

Noa, ¿no has disfrutado con la coqueta de Becky? Creo que no sentía ese flechazo desde que conocí a Lyla en la primera temporada. Qué monada de chica. Lista como Lyla, pero con el espíritu marginal de Tyra. (Es que Tyra terminó siendo de las mejores adolescentes que hemos visto jamás en una serie de televisión).

Adri, estoy viendo estos días que eres una seriéfila de poca fe. Por lo menos con Sobrenatural. ¿Y si te sorprende y hacen una magnífica sexta temporada? ;)

Anónimo de México, ¿acabas de comparar FNL con Glee? Uy, no no. Estas dos series están en dos categorías muy distintas, con conceptos muy distintos. Y mientras que FNL cuando muera se irá al cielo, Glee se tendrá que contentar con el crematorio ;)

Yorch dijo...

Como dices quizás Cougat Town sea la peor valorada de las 3 sí, yo no la sigo porque el 2º no me gustó.
Pero The Middle tampoco es que sea muy seguida o por lo menos no he leído apenas entradas sobre ella.

Los remordimientos se quitan dándole una oportunidad... o cambiandome yo la foto ^^