viernes, 10 de octubre de 2008

Los padres de Chuck Bartowski

Chuck se viste del gusano de Dune por Halloween, mira películas de James Bond con terroristas y sus referencias culturales tienen mucho más de Star Wars que de Ciudadano Kane. Él tiene claras sus referencias y no se avergüenza de ellas, de la misma manera que sus guionistas tienen claro quienes son los padres conceptuales de Chuck. Y, como no sé como volver a alabar otra vez a esta serie que acaba de estrenar segunda temporada en Estados Unidos, haré un pequeño inciso a algunos de los guiños que nos han ofrecido hasta ahora. Y es que sólo los grandes son capaces de reírse de si mismos, aunque como en este caso, lo sea del entretenimiento puro y duro (y no es de la ABC, lo sé).

El ángel de Chuck: Como ya apunté hace un año, Sarah es la versión lista de la Cameron Díaz de Los Ángeles de Charlie. Su uniforme del Wiennerlicious lo delataba. ¿O es que acaso era el único que veía las influencias de McG cuando se peleaba entre frankfurts? Las cómicas situaciones de acción bebían mucho de la parodia de aquellos ángeles.

Tango fatal: La historia de la persona de vida tranquila que, de la noche a la mañana, se convierte en agente especial tiene en Mentiras Arriesgadas uno de sus más obvios referentes. ¡Y cómo lo demostraron en el tercer episodio! El tango fatal de Chuck con la española Lorena Bernal tuvo geniales reminiscencias al baile que se marcaron Jaime Lee Curtis y Arnold Schwarzenegger en la notable película de James Cameron.

California: Me costó pillarlo en el primer visionado. Chuck volvía apuradamente a la fiesta de Halloween, corriendo, para encontrarse con su mejor amigo Morgan que le esperaba sin esperanza. Con Dice de Finley Quaye de fondo. Supongo que como no os sonará, mejor pongo las imágenes de Chuck y otra serie.


Que es una serie de Josh Schwartz se debía notar por alguna parte, y este guiño hacia The O.C. es memorable. Una copia. ¿Y no os parece que Seth Cohen y Chuck Bartowski tienen cierto parecido como personajes? Uno más musicalizado y otro más informatizado. Además, ambos se han liado con Rachel Bilson (la Summer Bilson de Newport). Ahora sólo nos falta esperar la participación de Melinda Clarke (Julie Cooper) para esta segunda temporada.

Marshall: Y, por último, la gran fuente de inspiración de esta comedia: Alias. Sin lugar a dudas, Chuck no es ninguna Sydney Bristow, sino todo lo contrario. Él no busca reliquias de Rambaldi, ni tiene ninguna aptitud para las artes marciales, pero las escenas de lucha y las misiones tienen ciertos aires a la serie de JJ Abrams, casi como una parodia. De hecho, hicieron su particular homenaje con la participación de Kevin Weisman (1x08), donde tiraron por los suelos los arquetipos de Alias. Al buenazo en tecnología de Marshall Flinkman lo conviertieron en un villano acróbata bastante peculiar (sus rasgos y características físicas no son muy comunes). Algo impensable en Alias, puesto que se podía dudar de la integridad moral del padre, la madre, el novio y de la mismísima Syd, pero nunca de Marshall.

7 comentarios:

Ánade dijo...

Qué buena es Chuck. :D

Tienes razón en la similitud entre Sarah y Ángel de Charlie. Esta mujer ha resultado ser todo un descubrimiento. Yo estoy medio enamorado de ella...

Y en cuanto a Alias, pues tampoco te falta razón. Me encantó volver a ver a Marshall en otra serie aparte de Alias, aunque fuese en un papel de villano (que no le pega nada) Si es que el bueno de Marshall era lo mejor de Alias. ;)

La segunda temporada, de momento, va por el buen camino. El problema es, como a todas las series de segundo año, la audiencia, que parece no apoyarla demasiado. Una pena.

Albert dijo...

Estoy de acuerdo con las notas de dos posts atrás, pero deberías subirle la nota a Uggly Betty. No he visto aún la tercera temporada, pero me cuesta creer que solo se merezca un suficiente (al margen de la audiencia que tenga o no).

Crítico en Serie dijo...

albert, las notas que puse eran estrictamente acerca de las audiencias. Yo ni he visto la segunda temporada. Pero el estreno de la tercera no congregó muchos espectadores y ahora está por debajo de los 9 millones. No es que sea un éxito, y más cuando tuvo una primera temporada estelar. Si evaluara la calidad, ya te digo yo que Chuck y Life no estarían suspendidos (ni Lipstick Jungle).

AG dijo...

La tengo en espera, a ver cuando me decido a verla. La 1ª temporada no es muy larga, así que espero que pronto le dé una oportunidad.

titania dijo...

Bendito sea Chuck y el Buy More... De las series del año pasado, es de las que más me gustó, el descubrimiento de la temporada. Y este año sigue en su línea, es divertidísima, muy tierna, súper friki y siempre, siempre me deja con ganas de ver más capis.
Cuando la veo siempre se me queda una media sonrisilla en los labios y me mola mucho.
Gracias por los vídeos, que yo no me había dado cuenta de lo de OC, pero me he partido viéndolo...

Crítico en Serie dijo...

Titania, a mí a la primera también se me pasó. Y ya sabes que coincido contigo: no hay serie más amable y agradecida que Chuck. Para cualquier momento y, como bien indicas, te deja con una sonrisa en la boca.

xabier dijo...

A mi me gustaria saber las influencias para poner a jeff y lester porque me parece lo peor de la serie, no es que tengan un humor absurdo es que es absurda su aparicion, morgan con todo lo que tiene es comprensible al igual que el resto de trabajadores pero jeff y lester solo la lian parda y hacen el mongol en la serie, no se como aguantaron las 5 temproadas.