jueves, 8 de octubre de 2009

Ellen DeGeneres es un show

Sería difícil especificar cuantas veces Ellen DeGeneres salió del armario. No sólo la revista Time la puso en portada, sino que se abrió ante la audiencia en el show de Oprah. Por no hablar de las veces que casi dejaba caer la bomba en su sitcom Ellen, donde era capaz de salir de un armario (de forma literal) o soltar: “¿y si os dijera que toda mi vida ha sido una mentira y que soy... zurda?”. Pero con el tiempo tuvo que enfrentarse cara a cara a un secreto a voces y, gracias a su valentía, convertirse en abanderada de la causa en su país.

Aquí, sin embargo, su poca presencia en los medios de comunicación se limitaba a su relación con Anne Heche (y la paradoja es que fue una relación muy normal hasta que la diva de Men in Trees la dejó por un cámara). Pero fue para mejor, porque pasó de la rubia chiflada a Portia de Rossi, fantabulosa por haber estado en el bufete de Ally McBeal, ser integrante de la familia Bluth y ejecutiva feroz en Better Off Ted. He aquí el día en que anunció en su actual show diurno que se casaba:

Y mientras que aquí tenemos a la estúpida, indecente y plagiadora Ana Rosa Quintana, al otro lado del Atlántico se pueden divertir con su presencia. Lástima que mi grado de teligiosidad no llegue para bajarse los magazines mañaneros, pero gracias al todopoderoso Youtube podemos contemplar la grandeza y presencia de esta mujer que es capaz de tirar adelante cualquier entrevista y que sedujo a todos los críticos cuando presentó una gala de los Oscar (el porqué no repitió no lo sé).

Si alguien necesita alguna otra razón para amarla un poquito más, sólo hace falta ver su entrevista con John McCain. Ni corta ni perezosa le dijo “let’s talk about the big elephant in the room” y, cuando el republicano quiso diferenciar ideal de homofobia (bah) y la felicitó por su compromiso, le pidió que la acompañara al altar.


Otra de las grandezas de Ellen es el tamaño de sus invitados. Le entran los famosos como si fuera un supermercado y para nada se convierte en una situación incómoda. Mirad aquí, por ejemplo, cómo se lo monta con una pequeñísima Dakota Fanning que le llevó sus dientes de leche en una cajita:


O el favor que le hizo a Reese Witherspoon, a quien le montó un buen sketch con el que descubrimos que la rubia legal era fan de The Amazing Race.


Y cuando tiene regalos promocionales para el público, Ellen monta el juego del mystery word, que consiste en sacar la palabra en cuestión a los invitados. A veces es obvio que se trata de una prueba y a veces no tanto. Mirad la cara de Drew Barrymore cuando Ellen le empieza a preguntar por los ingredientes que más le gustan en una pizza (para conseguir que diga champiñón):

4 comentarios:

Anónimo dijo...

me encanta The Ellen show , desde que vi una entrevista que le hizo a Lauren Graham no pude parar de buscar videos de entrevistas y monologos de Ellen , las galas de los oscar emmy y un dicurso que hizo en una universidad son increibles no puedes parar de reir y ademas de divertirte hay que decir que algunas entrevistas son muy buenas , la de Cher me encanto y la de John Mccain esa si que fue EXCELENTE se nota que sabe cuando estar de broma y que no tiene miedo a expresar ni su sexualidad ni sus opiniones , ademas si leeis sobre Ellen vereis que trabaja con fundaciones para ayudar a gente necesitada y sobre todo trabaja mucho con animales pues es una gran protectora y amante de los animales , si hubiese que dar una sola palabra para definirla (lo cual es dificil ) yo diria que Ellen Degeneres es UNICA

MacGuffin dijo...

Lo mejor es cuando lleva invitados que han ido más veces, y el tema es ya demasiado. Entre sus intentos por liar a Lauren Graham y Matthew Perry y sus partidas de pìng-pong con Allison Janney, es tremenda.

Crítico en Serie dijo...

Anónimo, ya lo intuyo que ella es única, la lástima es que no he podido mucho de ella. Pero supongo que cualquier día de estos volveré a colgar más vídeos, pues algunos se han quedado en la recámara. Y sí, sabe cuando tiene que estar de broma y cuando no; y casi siempre se le nota qué opina del entrevistado (siempre pone cara de escéptica, pero es fácil distinguir cuando le cae bien quien se sienta delante suyo y cuando no). Ah, y cuando tenga tiempo sin duda me pondré a buscar esa entrevista a Cher, que esta rutilante estrella me encanta (sólo hace falta verla en Hechizo de Luna para entender su aureola).

MacGuffin, ya buscaré también estas entrevistas que mencionas. Pero ya he notado que va siguiendo un ciclo vital con los entrevistados: con Dakota Fanning hizo referencias a los regalos de la primera entrevista, se puso a hablar de los dientes de leche que le caían y en la siguiente hablaron de los aparatos que llevan en la boca. Era básicamente como la relación que tienes con las amigas de tu madre, que siempre te ven estupenda y te dicen "¡cómo has crecido!".

Antara Adachi dijo...

Nuestra comunidad no solo admira y ama a esta mujer, sino que además le debemos mucho. No puedo explicar lo que me inspira y me hace reír Ellen Degeneres como comediante, presentadora y por ser una mujer valiente que da la cara por nosotras las lesbianas. Gracias por los videos.