martes, 17 de enero de 2012

Las irritantes clases de Don Cheadle

Que House of Lies es una crítica al capitalismo más salvaje salta a la vista. Es una comedia que gira entorno a Marty Kaan, un consultor que cree que el cielo es el límite y que satisface a las empresas vendiéndoles humo sin que se den cuenta. Y cada vez que el protagonista interpretado por Don Cheadle se dirige a la cámara y nos cuenta cómo funciona su trabajo, que no tiene principios y que le importa un comino trabajar para los villanos de la situación económica actual, como espectador siento que desconfían de mi capacidad de comprensión. Lo que, vista la complejidad de este caso en particular, es ofensivo.


Pero más allá de que este recurso de cargarse la cuarta pared es repetitivo, cansino y pedante, el mayor problema de House of Lies es que, como muchas otras veces le ha ocurrido al canal Showtime, se pasan de listos y de conceptuales. Está bien tener una idea transgresora, pero desarróllala y atente a las consecuencias. No hagas como en United States of Tara, The Big C o Nurse Jackie, donde jamás se han atrevido a llevarlas cómo y hacia dónde la esencia de la serie les pedía, tanto en tono como en trama, por cobardes o por guiarse por un criterio de polémica que jamás he entendido.


En el caso de esta cínica comedia, por ejemplo, bordan todo lo que tenga que ver con los excesos que atribuimos a los tiburones corruptos del ámbito empresarial que se han comido el estado del bienestar. Drogas, tetas y alcohol, y unos personajes tan insoportables como reprobables moralmente. Y si se quedara en esto, no podría negarme a respetar House of Lies como serie, aunque seguramente seguiría sin ser de mi gusto porque tiendo a preferir obras con más corazón. Pero cuando su responsable, Matthew Carnahan, quiere que nos traguemos licencias emocionales para redimir al protagonista, no solamente se carga la intencionalidad del producto sino que le quita consistencia.


Para ser exactos, nos vende que Marty Kaan, que no tiene moral alguna, tiene un punto débil: su familia. No solamente “es así porque el mundo le ha hecho así” y porque su madre se suicidó cuando era un niño, sino que comprende y defiende la decisión de su hijo de vestirse de chica y de interpretar a Sandy de Grease en el musical del colegio. Como decía no sé qué crítica norteamericana, estas dos facetas del mismo personaje no encajan.


Esta dicotomía inverosímil ya permite que desprecie a la serie más allá de sus personajes. Molesta que, por enésima vez, Showtime sea incapaz de atenerse a las consecuencias de sus propias ideas, lo que es particularmente irritante cuando encima te trata como a un estúpido y sus personajes son de bofetada. Y sí, las drogas, tetas y alcohol tienen una razón de ser porque representan los excesos que han imperado en el entorno empresarial y económico de los últimos años. Pero todos sabemos que, si Showtime ambientara una comedia en una guardería regentada por monjas, encontraría alguna excusa para colar carne y vicios en cada episodio. Por lo tanto, puede que solamente acertaran por defecto.


P.D.Podcastero: De House of Lies hablo en el último podcast de Yo Disparé a J.R. con mi companion Marina Such, en un programa muy completo. Desde los Globos de Oro, a los retornos de 30 Rock, Fringe y American Idol, pasando por la extraña filosofía cómica de Up All Night. Os lo podéis descargar aquí, en la barra lateral y aquí tenéis la guía:

- 0': Presentación y los Globos de Oro.

- 9': House of Lies.

- 18': El regreso de 30 Rock.

- 27': Up All Night.

- 36': American Idol con Cristina Garde de invitada.

- 1h 7': La vuelta de Fringe con spoilers hasta el 4x08.

7 comentarios:

Kape dijo...

Que viejo veo a Don Cheadle de repente, comparado con la pinta de macarrilla con aspiraciones que tenia en la excelente "Out of Sight" (la unica peli de Jlo donde ella no apesta). En cambio Clooney esta practicamente igual que entonces.

OsKar108 dijo...

Solo he visto el 1º de momento y no me llegó a matar, a ver si con alguno más mi impresión mejora, que tenía ganas de ver a Kristen Bell en alguna serie que me guste bastante.

¡Saludos!

torpe dama dijo...

Ya me imagino la nueva comedia de Showtime que planteas: en una guardería regentada por monjas, una de las profes externas trafica con fotos de niños y su mejor amiga y compañera sexual, la madre superiora, se emborracha con el vino de misa. Todo superrompedor, con un humor supernegro y con un desarrollo sin consecuencias, claro... En cada fin de temporada estarían a punto de ser descubiertas y caer bajo el peso de la ley, pero cada vez se librarían de las formas más inverosímiles...

¿Cuándo nos ponemos a escribir el piloto?

Crítico en Serie dijo...

Kape, es que Clooney nació con 40 años y se ha quedado en los 50 de por vida. Un pacto con el diablo.

Oskar, todo el mundo está igual: esperando que House of Lies sea la repanocha por el bien de Kristen Bell. Pues se siente, pero creo que no está a su altura.

Torpe Dama, me parto con tu brainstorming. En serio, creo que deberíamos plantearnos sentarnos juntos un día en algún salón de té y pensar una serie. Pero con clase, que no sea de Showtime. La heredera de Mujeres Desesperadas o algo así. ;)

NEWS SOCIETY NETWORk dijo...

Yo debo reconocer que vi el piloto por Kristen Bell, y la verdad no me convenció.
Critico no se si ya lo viste, pero debes ver esto http://www.tvline.com/2012/01/hart-dixie-rachel-bilson-rap-video-call-me-doctor/

Esta chica es lo máximo y sé que te gustara… luego me dices tu opinión. Saludos

Abril22 dijo...

Muy intrigada me hallo después de lo de Fringe.

Me alegro por los globo de oro de Homeland y la gran Claire Danes. Y Muy grandes Antonio Banderas, Salma Hakey y Gervais con la broma y Sofía Vergara y el productor en plan traductor yendo cada uno por un lado xD!!!

Habéis visto Alactraz? Qué os ha parecido?

Sobre proponer temas qué os parece el fenómeno de las series web o web series?

Saludos!

baduljp dijo...

Estoy ansiosa por ver esta serie, por lo que se es un proyecto de muy buena calidad, que tiene a grandes actores entre su reparto, aunque para muchos la idea de ver asesores de empresas sin escrúpulos puede no ser atractivo, pero en el caso de house of lies, la mezcla de sexo, buenas actuación, excelente calidad y el toque de comedia vuelve a la serie una excelente opción que bien vale la pena ver.