jueves, 26 de septiembre de 2013

'Agents of S.H.I.E.L.D.', el fenómeno que no fue

‘Marvel’s Agents of S.H.I.E.L.D.’ es el proyecto más ruidoso de los últimos años. Es lo que tiene ser una especie de spin-off de un taquillazo como ‘Los Vengadores’ y tener la filosofía del mundo de los cómics. Pero la expectación no siempre se traduce en cifras estelares y su estreno no tuvo los datos que se esperaban. Sí, el canal ABC y Disney no tienen porqué coger hojas de afeitar y encerrase en un baño. Doce millones de espectadores no son una minoría y sus demográficos probablemente serán los mayores para un estreno este otoño (4.7). Pero, teniendo en cuenta las circunstancias, sabe a poco.

Puede que el panorama televisivo haya cambiado mucho desde 2004, cuando todavía hubo estrenos astronómicos como ‘Perdidos’ y ‘Mujeres Desesperadas’. Ahora las audiencias son menores, hay más fragmentación y el público joven se escapa hacia el streaming en horarios más convenientes. Pero ‘S.H.I.E.L.D.’ debía barrer. Es el segundo sucedáneo de la franquicia de los superhéroes desde que llegó ‘Iron Man 3’ en cines y, si bien se avanzó que no estarían los iconos, también se esforzaron en explicar que era el mismo universo y que tenía el mismo espíritu. De eso tenía que asegurarse Joss Whedon antes de dejar el barco en manos de su hermano Jed.

Recordemos el caso de ‘Terminator: The Sarah Connor Chronicles’ en 2008. Se estrenó por encima de los 18 millones de espectadores en midseason. Puede que después el público se desperdigara y tuvieran que cancelar la función en su segunda temporada, pero había expectación. Este era el riesgo que corría la organización S.H.I.E.L.D. y no que el público no se presentase. Pero es bastante humillante que, pese a tener más público joven, ‘NCIS’ les ganara en cifras absolutas con 19 millones de espectadores a la misma hora.

¿Dónde estaban esas personas que hicieron que ‘Los Vengadores’ recaudase más de 600 millones de dólares sólo en Estados Unidos? En mi opinión, estaban pendientes de otras cosas. Ellos querían superhéroes y una mísera aparición de Colbie Smulders como Maria Hill no iba a quitarles el gusanillo. Como la película tuvo tanto éxito, se atribuyó mucho peso a la autoría de Whedon y se creyó que su implicación transmitiría a la gente la impresión acertada. Pero esa gente no sabe quién es Whedon, no les importa y demostraron que responden ante estímulos como Iron Man, Capitán América y Hulk.

Esto no significa, que conste, que ‘Marvel’s Agents of S.H.I.E.L.D.’ sea un fracaso. Pero debía jugar en una liga distinta, a la liga a la que juega ‘The Walking Dead’, que sí es fenómeno y probablemente le dará una patada en el culo a estos agentes cuando vuelva en octubre. El año pasado sobrepasó los 6 puntos en los demográficos anhelados por los anunciantes. Y, si nos ponemos rigurosos, ‘The Voice’ también está consiguiendo mejores datos este otoño.

Sea como sea, no es un evento en mayúsculas y el piloto supo transmitirlo muy bien. Un episodio donde los agentes llevaron a cabo su primer caso relacionado con superpoderes, tecnología avanzada y extraterrestres. Buenas localizaciones, buena dirección pero la triste sensación que no aportaba absolutamente nada. Todo con toques intrínsecamente Whedon: un sentido del humor infantil que elimina cualquier posibilidad de tensión (el interrogatorio fue todo un fiasco), y la incapacidad de elegir buenos actores. Literalmente no hay nadie con carisma o talento, y ni el caso ni la presentación de personajes tampoco tuvo interés.

Por regla general, los pilotos de las series procedimentales suelen tener un caso potente o se perfila a los personajes con fuerza, pero este no tuvo ni una cosa ni la otra. Sólo dio la sensación que era una serie poco exclusiva, a diferencia de lo que nos habían querido vender, no especialmente entretenida y que acabará gustando únicamente a los amantes de las series de casos ligeras y a los amantes de Whedon. Y, como no soy ni una cosa ni la otra, probablemente le dejaré de prestar atención en un par de semanas. Eso sí, me puse con ella esperando un evento televisivo y me encontré con la enésima serie de personas con superpoderes cuya única diferencia era que llevaba puesta la etiqueta de Marvel.

3 comentarios:

Daniel González Martínez dijo...

Recorcholis, no das ni un respiro a nada que huela mínimamente a Whedon.

Pero como buen whedonista, soy un masoca y me gusta leer tus opiniones diferentes a las mías y one-liners. Deseando leer pronto la mala crítica que harás de The Crazy Ones y los palos que recibirá SMG xD.

LdsRadio dijo...

mala, mala, la nueva serie de whedon. piloto muy pobre.
actores que dan lastima.

Crítico en Serie dijo...

Es tan simple como que no creo que Whedon sea un buen guionista y, como no dejan de comprarle proyectos, siempre me da material para criticar.