miércoles, 23 de abril de 2014

Las criadas, la polémica, el libro y el podcast

Cuando en EE.UU. reservan series y películas para el verano, en realidad se refieren a la primavera. ‘Devious Maids’, por ejemplo, ya ha regresado con su segundo temporada y con un primer episodio dirigido por Eva Longoria, que produce la serie. ¿Se nota? Ni lo más mínimo. Tiene la misma dirección funcional de siempre, en una línea más barata que ‘Mujeres Desesperadas’ pero repitiendo esquema y estilo. Todo en esta serie es más barato y menos fino que la mítica serie de Marc Cherry, que fue la razón por la que me enganché a las series de televisión, pero también es consciente de ello.

La nueva temporada, además, arranca con una ventaja: sabe muy bien como integrar a las protagonistas que tenía desperdigadas y hasta podría mejorar este punto con respecto a las desesperadas. No podían ni querían perder a la actriz Ana Ortiz, que no era exactamente una mujer de la limpieza, y está bien que la utilicen para introducir un misterio marca de la casa. Como digo, todo es de rebajas (el humor, las actrices, el presupuesto, la calidad) pero me divierte lo suficiente como para quedármela para estos meses de calor.

Y, hablando de calor, ‘Juego de Tronos’ ofreció una nueva polémica en el tercer episodio de la cuarta temporada. Hay unos cuantos críticos americanos que se plantean hasta qué punto era necesario distanciarse de las novelas para mostrar una violación, sobre todo cuando los guionistas no son tan tajantes a la hora de describir la escena. Lo era, y tanto que lo era. ¿Pero es esta precisamente una serie sobre buenos comportamientos? ¿Quizá no deberíamos encajar esta acción en el cruel universo de D.B. Weiss y David Benioff? Quiero decir que se cortan manos, se matan embarazadas, se mutila sádicamente a prostitutas hasta la muerte, se castran humanos... Así que sí, es una violación. Sí, es un acto horrible (al igual que su víctima, que conste). Pero quien quiera lecciones morales, mejor que no mire ‘Juego de Tronos’.

Y, ya puestos, como hoy es Sant Jordi aquí viene una recomendación para los que disfruten viendo ‘Juego de Tronos’ con lupa. Se trata de ‘Filosofía de Hielo y Fuego’, un ensayo escrito por los catalanes Bernat Roca, Francesc Vilaprinyó y David Canto, que también tienen el blog de Juego de Tronos y la filosofía. Ellos aprovechan las convicciones dudosas de los personajes de G.R.R. Martin y buscan paralelismos con filósofos, mitos y relatos históricos. No sirve para destripar hacia donde irán las tramas (esto sólo lo saben Martin, Benioff y Weiss) sino para recapacitar sobre la naturaleza moral de los protagonistas. Al fin y al cabo, todos ellos tienen sus argumentos para justificar sus actos, por atroces que sean. Siempre es interesante profundizar en sus motivaciones, sobre todo cuando la novela tiene tantas familias y personajes que es fácil perder el hilo de sus brújulas morales.

Y, finalmente, aquí tenéis el último programa de ‘Yo disparé a J.R.’. Como siempre, llegamos tarde a la polémica de ‘Juego de Tronos’ pero es la desventaja de grabar el programa en el único hueco que tenemos en nuestra agenda, los domingos. Pero hay muchos, muchos más temas, específicamente en este programa. Aquí tenéis el menú:
- 0’: Introducción.
- 3’: El fenómeno de ‘Los Misterios de Laura’.
- 21’: El piloto de ‘Fargo’.
- 37’: El final de temporada de ‘Scandal’ (con spoilers).
- 53’: El arranque de ‘Mad Men’ (spoilers del 7.01).
- 66’: La vuelta de ‘Orphan Black’ (spoilers del 2.01).
- 80’: El 4.02 de ‘Juego de Tronos (con spoilers).

2 comentarios:

herb_b dijo...

Todo un tema, eso de por que algo se percibe como de una inmoralidad practicamente inaceptable en pantalla, mientras otras cosas mucho mas terribles se aceptan sin mas, se podria hacer todo un estudio de sicologia social con eso. En el anterior episodio, veiamos como habian sembrado el camino de Daenyris con cadaveres de niños cricificados, uno por milla y por mas de cien de ellas, y nadie dijo ni pio, se percibe como algo normal dentro de este tipo de ficcion en la que hay personajes que son asi de terribles... y por mala que sea una violacion, el asesinar y crucificar unos cuantos cientos de niños no me parece que sea algo de menor importancia y mas aceptable moralmente... pero eso no parece incomodar a nadie. Supongo que tiene que ver con la cercania: por un lado la cercania con cosas que vemos como peligros reales en nuestro entorno habitual, que nos hace ver lo terrible de algunos actos por que los vemos como algo mas real, mientras que otros los percibimos solo como ficcion y no como algo que puede pasar, y por otro lado de cercania con los personajes: no es lo mismo que lo haga un personaje al que sigues y "conoces", que unos esclavistas anonimos de una ciudad que aun ni a aparecido en pantalla, y no es lo mismo que lo haga Jaime, que empezaba a redimirse a ojos de muchos espectadores e incluso a caerles bien, que... pues el mismo Jaime en la primera temporada, que nadie lo conocia ni a nadie le importaba, y entonces si, podia tirar a un niño pequeño desde un torreon por que le habia pillado tirandose a su hermana, y a nadie le parecia especialmente inaceptable.

Series Anatomy dijo...

Entretenida Devious Maids, para nostálgicos de Mujeres desesperadas. Ahí va mi homenaje ;)

http://seriesanatomy.blogspot.com.es/2014/04/latinas-desesperadas.html

Saludos!