lunes, 27 de enero de 2014

Los detectives de autor

Algo que me molesta es cuando se intenta vender la idea que una serie de asesinatos únicamente trata sobre los detectives que la investigan. Es obvio que ellos son fundamentales, que el autor se lo tiene que pasar en grande retratándolos y mostrando como el caso les marca, pero el caso hay que tenerlo en cuenta, también es importante cómo se desarrolle. Es lo que opino de cualquier serie como ‘Forbrydelsen’ o que haya salido antes y después y que se centre en un crimen en concreto, como también podría ser ‘Broadchurch’ o ‘The Bridge’. Comienzan con un cuerpo y luego desarrollan algún tipo de dinámica o de viaje personal. Bueno, todas menos el curioso ejercicio llamado ‘True Detective’ y que llegó a HBO este mes de enero.

Hay un cadáver y, sí, una pareja de policías que tiene que resolver la incógnita de quién mató a una chica y la ató a un árbol con unos cuernos de ciervo en la cabeza. Pero la idea de que lo importante son ellos salta a la vista cuando analizamos cuantos minutos se destina a lo que atañe al caso y cuantos sirven para describir sus circunstancias personales y su forma de ver la vida. La balanza está muy desigualada. Pero es HBO, tiene sentido que no opten por la fórmula de siempre o que, si lo hacen (que en realidad lo están haciendo), sea con un estilo propio.

‘True Detective’ es íntima, es sureña, es lenta y es muy perturbadora. Es todo aquello que Nic Pizzolatto y Cary Joji Fukunaga quieren que sea en una simbiosis única. El primero es su creador y guionista, mientras que Fukunaga (‘Jane Eyre’) dirige los ocho episodios de la primera temporada. Pocas veces se da una situación parecida, en la que el creador escriba todos los episodios y el director del primer episodio se quede para rodar el resto del proyecto. Lo normal es que sienta las bases en el piloto y luego ceda las riendas a otros (y, según parece, en caso de tener una segunda temporada tendría otros protagonistas, otro caso y otro director).

Esta colaboración permite que ‘True Detective’ transmita cierta sensación de totalidad y de desconfianza. Como sus autores están tan involucrados, nada puede ni debe resultar casual. Si hay dos niñas pescando en una barca en un segundo plano, por ejemplo, seguramente es porque quieren que el espectador esté en tensión, contarnos algo de forma muy sutil, aunque en realidad no suceda nada malo. Y esta imposibilidad de que todo sea fortuito hace que la serie sea una experiencia por no perder ni un detalle, por absorber toda esa enfermiza atmósfera que rodea a los detectives Martin Hart y Rustin Cohle. Si alguien me hubiese dicho que vería el mejor trabajo de Matthew McConaughey y Woody Harrelson en televisión, no me lo hubiese creído.

Los enfoques de Fukunaga, los colores que utiliza y las localizaciones (esa iglesia quemada en medio del verde y con las fábricas de fondo soltando humo es poesía visual) son magia negra y los diálogos de Pizzolatto son tan naturales como desconcertantes. La relación de Rust y su mujer (una infravalorada Michelle Monaghan que destaca), un juego temporal que probablemente echará por los suelos todo mi primer párrafo y los retratos de los protagonistas despiertan mi curiosidad.

Últimamente he escuchado pocos conceptos más interesantes que los comentarios nihilistas que suelta Martin Hart (probablemente los anteriores salieron de la boca de Lena Dunham) y los razonamientos de Rust tampoco se quedan cortos. Por todo esto, es evidente que hay que echar un vistazo a ‘True Detective’, pero mejor que no sea a medianoche. Se toma su tiempo y esa atmósfera también corre el riesgo de transportarnos a los brazos de Morfeo si estamos agotando nuestra batería al final del día.

P.D.Podcast: Como sólo tendrá ocho episodios, en Yo disparé a J.R. hemos decidido comentarla cada semana. Pero lo reservamos para el final del programa, que antes toca hablar de series recién estrenadas y algunas que han vuelto como ‘The Following’. Aquí la guía del programa:
- 0’: Introducción.
- 4’: ‘Looking’, la serie gay de HBO.
- 19’: ‘Enlisted’, una comedia simpática.
- 30’: Dick Wolf expande su universo con ‘Chicago PD’.
- 44’: ‘The Following’, una serie para el hate-watching.
- 63’: Análisis del 1.02 de ‘True Detective’.

4 comentarios:

Nimrod dijo...

Cuando oí hablar de esta serie, las altas expectativas que despertaba junto con un argumento que apriori no me interesaba demasiado, me despertaron una pereza inenarrable...Estoy hasta las narices de los serial killer y más viendo la penosa decadencia de Dexter (aún no puedo creer que la serie haya terminado y en la Miami Metro no se hayan enterado de nada...) y la áun más penosa "The Following" (que gracias a sus teenkillers tb es conocida como "Sensación de Matar" aguanté hasta el cuarto episodio creo....).Pero leidas las buenas críticas del piloto, no pude resistirme (al fin y acabo, me dije, es HBO...). Desde luego la sorpresa ha sido mayúscula (para bien). Para mi el mejor estreno desde "The Americans", y me ha gustado aún más, probablemente el mejor estreno de los últimos años...es absolutamente hipnótica, te atrapa y no te deja suelto hasta que termina, desde luego no coincido con lo de la medianoche, nunca podría dormirme viendo algo así, más bien me cuesta volver a la realidad después de los títulos de crédito (absorvente es la palabra). He visto solo 2 epsiodios, pero ya se ha convertido en un clásico para mí, a la altura de las mejores....El que no la haya visto que se ponga ya, please.....

Prax dijo...

El segundo episodio de Looking mejora muchíiiiiiiiiisimo. Yo sí creo que Jonathan Groff soporta perfectamente a su personaje y espero que poco a poco la serie vaya ganando más repercusión. Enlightened tenía más o menos los mismos números y al menos sí consiguió otra temporada más. Además, las crítica parece haber se convencido también.

ragahv dijo...

Hi you have a nice site over here! Thanks for sharing this interesting stuff for us! If you keep up this good work I’ll visit your weblog again. Thanks!
free movie downloads

sofia martínez dijo...

True detective es para mí una gran propuesta que va más allá de una simple serie de detectives pues el contenido es de verdad tan impredecible que por eso vale mucho la pena. Es altamente recomendable.